7. COMERCIO E INTEGRACIÓN ECONÓMICA SOSTENIBLE

part4_tool7

Las políticas de inversión y de libre mercado desempeñan un papel decisivo para fomentar el crecimiento económico, producir riqueza, y generar empleo.

La apertura de los mercados permite que las empresas expandan sus operaciones, impongan mayores estándares de eficiencia a los exportadores, y que las empresas importen insumos a bajo costo. No obstante, el comercio también obliga a que las empresas hagan uso de los servicios aduaneros y las regulaciones comerciales, obtengan licencias de exportación e importación y, en algunos casos, afronten costos adicionales debido a las pérdidas que ocurren durante el transporte.

  • La protección principal que necesitan las empresas y sus trabajadores es la seguridad que las economías continúen abiertas, que existan oportunidades para crecer y desarrollarse, y que las nuevas relaciones comerciales a través de las fronteras no se cierren.
  • El comercio, la apertura económica y la competencia no sólo respaldan el desarrollo de nuestras economías, sino, en términos generales, de nuestras sociedades. Ayudan a difundir los conocimientos científicos que pueden erradicar las enfermedades y aumentar la eficiencia en la agricultura. Difunden la cultura y las nuevas ideas. La protección hace todo lo contrario: conduce a la complacencia y al estancamiento.
  • Es primordial identificar adónde tiene una economía ventajas comparativas, que luego le permitirán que se produzca el crecimiento orientado a las exportaciones. Es importante que los sectores en los cuales el país tiene una ventaja comparativa, cambien a través del tiempo, como resultado de los cambios en los costos y precios relativos (especialmente la mano de obra).
  • En las etapas preliminares de crecimiento, las economías exitosas casi siempre tienen vías que proveen incentivos para la inversión en la diversificación de exportaciones y la inversión extranjera directa estructurada, para poder aumentar los índices de ingreso de transferencia de conocimientos y tecnología para los ciudadanos e instituciones del país.
  • La mejora de los procesos aduaneros y de la logística comercial benefician a los exportadores.
  • En todas las economías, independientemente del nivel de ingresos, el hecho de instalar sistemas electrónicos de intercambio de datos para enviar y procesar los documentos, sigue siendo una manera eficaz y popular de disminuir las demoras en el proceso comercial.
  • El acceso a la información actualizada sobre los aranceles que se aplican en los países importadores debería ser una gestión fácil.
  • El flujo de información esencial correspondiente a los mercados de importaciones y exportaciones debe ser de fácil acceso para la comunidad empresarial.
  • La obtención de los certificados de origen que se necesitan, así como otra documentación importante, deberá ser un trámite sencillo.
  • Los oficiales aduaneros deben estar totalmente al corriente de todos los tratados comerciales y sus implicancias.
  • La infraestructura debe ser adecuada para permitir la importación y exportación eficiente de bienes y productos.
  • Las normas y certificaciones de los productos nunca deberían usarse de un modo proteccionista.
  • Las políticas de inversión y libre mercado juegan un papel decisivo para impulsar el crecimiento económico, producir riqueza y generar empleo.
  • Las políticas para las empresas sostenibles deben poner sus miras más allá del mercado nacional. En los países en desarrollo, los mercados nacionales son casi siempre demasiado pequeños, sin embargo, el tamaño no es el único problema: el modelo del gasto público podría no estar acorde con las fortalezas del suministro nacional.
  • El sector privado (global y nacional) encontrará las oportunidades y las aprovechará.
  • Los mercados libres ofrecen grandes oportunidades para los productores de los países en desarrollo.