6. POLÍTICA MACROECONÓMICA ACERTADA Y ESTABLE

part4_tool6

  • Las políticas macroeconómicas sólidas que producen el crecimiento económico sostenible, constituyen un ingrediente esencial de la capacidad de toda economía para generar prosperidad. Las "políticas acertadas" deberían ser juzgadas por su eficacia para lograr los objetivos socio-económicos de un crecimiento estable, el crecimiento del empleo, la estabilidad de los precios, y una situación viable de pagos de la deuda externa, según el mandato del consenso socio-político que predomina, y que está enmarcado por la estructura económica subyacente y las instituciones.(1)
  • Las finanzas públicas estables y la estabilidad de los precios contribuyen a reducir las tasas del interés real, y ello, a su vez, estimula la inversión y el crecimiento económico.
  • El balance de las cuentas corrientes de un país no debería experimentar un aumento sistemático del déficit, conducente a una deuda externa excesiva.
  • Un déficit presupuestario considerable y continuo llevará a una explosión del gasto público. El incremento de los cargos de intereses aumenta el déficit presupuestario, el cual, a su vez, alimenta la deuda y el déficit; produciendo un efecto de bola de nieve, que da como resultado un aumento de la carga de los costos del gasto público.
  • La transparencia de la política fiscal genera confianza en el público y en los potenciales inversionistas, y conlleva a un debate público mejor documentado sobre el diseño y los resultados de la política fiscal. Dicho elemento contribuye de gran manera a la buena gobernanza. Sin transparencia y si es que no se han controlado las finanzas públicas no sostenibles, las crisis se producirían indefectiblemente.
  • Se pueden hacer mejoras a la situación fiscal, mejorando la eficiencia del gasto público.
  • La inestabilidad macroeconómica genera inseguridad con respecto a las ganancias de la inversión, aumenta la tasa de riesgo-país, incrementa el costo del crédito, y puede destruir todos los sistemas financieros.
  • La dinámica del crecimiento, la innovación, el aumento de la productividad, y el cambio estructural, se desarrollan dentro del sector privado y son las bases necesarias para mantener un entorno macroeconómico estable.

(1) Mansoor Dailami y Nadeem ul Haque: What Macroeconomic policies are "Sound"? (¿Cuáles son las políticas macroeconómicas "sólidas"?, Serie de Documentos de Trabajo del Banco Mundial, 1995.