3. DIÁLOGO SOCIAL

part4_tool3

  • El diálogo social implica un proceso de consulta, negociación y/o intercambio de información entre los empleadores, trabajadores y/o sus respectivas organizaciones. Por lo tanto, el diálogo social forma parte de un panorama pluralista de la sociedad.(1)
  • La negociación colectiva es un resultado que puede provenir de los procesos del diálogo social.(2)
  • Para que los procesos de negociación generen resultados satisfactorios, se debe implementar una serie de variables; incluyendo las siguientes: instituciones de relaciones laborales más sólidas, coordinación de las negociaciones, y relaciones sin confrontaciones.
  • No existe un modelo de negociación ideal. La experiencia durante las dos últimas décadas demuestra que no existe una sola combinación de políticas e instituciones que logre y conserve el buen desempeño del mercado laboral. Un paquete exitoso debe ser coherente y plasmar una adecuada estructura global de incentivos.(3)
  • Las consultas entre el gobierno y las OE sirven como un instrumento importante para asegurar que las principales prioridades industriales e inquietudes de las empresas se transmitan a los responsables de la formulación de políticas del gobierno. Por consiguiente, el sector privado debería estar al corriente de los próximos cambios políticos y, de esta manera, estar preparado para los ajustes que pueda estimar convenientes.
  • El diálogo social se basa en el reconocimiento de que los interlocutores sociales constituyen un importante componente para asegurar la estabilidad social, y que se fundamenta en el reconocimiento de que los empleadores y empleados, como principales proveedores de bienes y servicios y generadores de riqueza, representan dos grupos de interés importantes en la economía de mercado.
  • El diálogo social es un medio para manejar, evitar o armonizar los conflictos de intereses entre los interlocutores sociales, y es importante para el progreso socio-económico.
  • Al permitir que los trabajadores comuniquen sus necesidades e inquietudes, el diálogo social posibilita que los empleadores puedan hacer comprender mejor a sus empleados las necesidades y objetivos de la empresa, así como las condiciones del mercado, y de qué manera éstos repercuten tanto en la gerencia como en los empleados. Consecuentemente, ellos contribuyen a forjar un solo enfoque en los asuntos de interés común.
  • La negociación colectiva puede ser una herramienta útil y poderosa para el compromiso entre los empleadores y trabajadores.
  • La forma que el diálogo social tome deberá encajar con la diversidad de circunstancias y características nacionales.
  • El diálogo social no es en sí el resultado, es un proceso para lograr el resultado.
  • Los convenios colectivos de mala calidad pueden incumplir con: lograr los objetivos sociales o económicos, equilibrar la generación de empleo con la protección de los puestos de trabajo, generar confianza y conllevar a una pérdida de credibilidad, en lugar de forjar las relaciones que se necesitan para celebrar convenios colectivos para la segunda y tercera generaciones.(4)
  • Un clima de diálogo y cooperación puede ayudar a equilibrar los diversos intereses y prioridades de los empleadores y los empleados, garantizando no sólo la paz social, sino también el desarrollo de una empresa sostenible. Un diálogo social completo y genuino – basado en la cooperación y no en el enfrentamiento – puede ser una importante herramienta de sostenibilidad.

(1) OIE: Social Dialogue and Tripartism - Rationale and Meaning (Diálogo Social y Tripartismo - Justificación y Significado) - (Documento de Información Básica), Diciembre 2003.

(2) La evidencia relativa al impacto de las estructuras de la negociación colectiva en el empleo y el desempleo total continua siendo un tanto inconclusa: (Perspectivas del Empleo de la OCDE, 2006).

(3) OIE: Collective Bargaining Position Paper (Documento de Posición sobre la Negociación Colectiva), 2008.

(4) Ibíd.